martes, 17 de mayo de 2011

Novela Niley 14 - Camino al altar

Aquella declaración le dolió más que lo que pudiera suceder con su leucemia. Pero era cierto. Selena ya estaba embarazada cuando se casó con Nick.
Su antiguo novio respiró profundamente y cla­vó los ojos en ella, furioso, como si quisiera arrojarle algo a la cabeza. Miley apartó la mirada por primera vez, mientras se aferraba con fuerza al escritorio. Pero al darse cuenta de ello relajó los músculos para que no notara su tensión.
—Lo siento. No debí decir algo así—continuó tras unos segundos de silencio—. No tenía dere­cho. Tu matrimonio es asunto tuyo, al igual que tu hija. Y te aseguro que no estoy siendo injusta con ella. Pero espero que trabaje como el resto de los alumnos. Si no lo hace, suspenderá.
Nick se apartó de la mesa y metió las manos en los bolsillos. Entonces la miró y dijo, de forma enigmática:
—Maggie ya ha pagado un precio muy alto por todo eso, aunque no lo sepas. Sin embargo, no permitiré que la hieras.
—Pienses lo que pienses sobre mí, no tengo por costumbre resolver mis problemas persona­les haciendo pagar a los inocentes.
—Ahora tienes veintisiete años—dijo él, sor­prendiéndola—. Aún sigues soltera. No tienes hijos.
—Sí, es cierto—sonrió.
—¿Y no tienes intención de encontrar a nadie? ¿No tienes intención de labrarte un porvenir?
—Ya lo estoy haciendo.
De inmediato, resurgió su miedo a morir. Tal vez no tuviera ningún futuro, en absoluto.
—¿De verdad? Tu padre morirá uno de estos días, y te quedarás sola.
—He estado sola mucho tiempo—declaró con más tranquilidad de la que sentía—. Y se aprende a vivir con la soledad.
Nick no dijo nada durante unos segundos.
—¿Por qué has regresado?—preguntó en voz muy baja.
—Por mi padre.
—Cada día está mejor. No te necesita.
Miley levantó la mirada y lo observó. Una vez más vio la sensual boca y los oscuros ojos del joven que había amado.
—Pero yo necesitaba a alguien.
Nick rió de manera extraña.
—No me mires de ese modo, Miley. Puede que tú necesites a alguien, pero yo no. Y mucho menos a ti.
Antes de que pudiera decir nada, su antiguo novio salió del aula y se alejó tan rápidamente como había aparecido.
Maggie estaba esperando en la puerta cuando su padre llegó a la casa. La había llevado a la mansión antes de salir para hablar con Miley.
—¿Has hablado con ella? ¿Has conseguido que la despidan?—preguntó excitada—. ¡Sabía que le demostrarías quién es el jefe aquí!
Nick la observó con ojos entrecerrados. No había demostrado un entusiasmo semejante en muchos años.
—¿Qué hay de tus deberes?
La niña se encogió de hombros.
—Son estúpidos. Quería que escribiéramos una redacción sobre nosotros mismos, que resol­viera unos problemas y que contestara a las pre­guntas de un examen de lengua.
—¿Quieres decir que no lo hiciste?
—Bueno, supongo que ya le habrás dicho que no tengo por qué hacerlo, ¿verdad?
Nick arrojó el sombrero en la mesita del recibidor y la miró enfadado.
—¿Hiciste tus deberes o no?
—No. Eran ridículos, ya te lo he dicho.
—¡Maldita sea! Has mentido.
La niña retrocedió. No le gustaba nada la mirada de su padre. La asustaba y le hacía sentirse culpable. No mentía de forma sistemática, pero aquello era distinto. La señorita Cyrus la había herido y quería vengarse de ella.
—A partir de ahora harás tus deberes, ¿entendido?—preguntó, irritado—. Y la próxima vez que tengas un examen, no te quedarás con los brazos cruzados, sin hacer nada. ¿Está claro?
Maggie apretó los labios.
—Sí, papá.
—Dios mío—dijo él, furioso—. Eres exacta­mente igual que tu madre, ¿verdad? Pues bien, esto se ha terminado. No quiero que vuelvas a mentirme. Jamás.
—Pero papá, si yo no miento nunca.
Nick no la escuchó. Se apartó de ella y se alejó. Maggie lo observó con lágrimas en los ojos, apretando los puños. Había dicho que era como su madre, lo mismo que decía la señora Bates de vez en cuando. Sabía que su padre no estaba enamorado de su madre, y que su madre se emborrachaba y lloraba por ello. El ama de llaves había comentado en cierta ocasión que Selena había mentido y que Nick la odiaba por ello. Rápidamente, llegó a la conclusión de que también la odiaría a ella si mentía. De modo que corrió en su búsqueda.
—¡Papá!—exclamó
—¿Qué?
—¡Es que yo no le gusto!
—¿Has intentado cooperar con ella?—pregun­tó con frialdad.
La niña se encogió de hombros y apartó la mirada para que no pudiera notar sus lágrimas. Estaba acostumbrada a esconder sus sentimien­tos, en aquella fría y vacía mansión. Caminó hacia las escaleras y subió a su dormitorio sin decir nada.

Su padre la observó con cierta sensación de impotencia. Maggie lo había utilizado para que atacara a su profesora, y él había caído en la trampa. Había corrido al colegio para lanzar todo tipo de acusaciones contra una persona ino­cente. Lo había manipulado para vengarse de ella, y estaba furioso por haber sido tan estúpido. Supuso que no podría haberlo hecho de no haber sido porque en realidad no conocía a su hija. Pasaba muy poco tiempo a su lado, tan poco como podía, por la sencilla razón de que le recor­daba a su madre.

Se prometió a sí mismo que la siguiente vez analizaría los hechos antes de atacar a ningún profesor. En todo caso, no sentía lo que había dicho a Miley. Casi se alegraba, porque con un poco de suerte, su estrategia surtiría efecto y se cuidaría mucho de herir premeditadamente a Maggie. Sabía muy bien lo que sentía por Selena. Su resentimiento asomaba en cada uno de sus gestos.

 Se preguntó por qué habría regresado. A lo largo de los años casi había conseguido olvidarse de ella. Aunque al final, había ido a hablar con su padre porque la soledad lo estaba destrozando y quería saber algo, cualquier cosa, sobre su vida. De hecho, se sorprendió a sí mismo pensando si aún cabría la posibilidad de que renaciera la magia que habían compartido en el pasado.
Fuera como fuese, Miley se había encar­gado de destrozar cualquier esperanza al respecto. Su actitud era fría y distante. Parecía haberse transformado en un témpano durante los años que había pasado lejos de Bighorn
.
Sin embargo, no podía culparla. Todas las desgracias de Miley recaían sobre sus espaldas. Él era el culpable, por haber sido tan des­confiado, por haber llegado a conclusiones ace­leradas y por no haber creído en la sinceridad e inocencia de su antigua novia. Una decisión impulsiva le había costado todo lo que había querido. En ocasiones, se preguntaba cómo pudo haber sido tan estúpido.

En ocasiones como aquélla. Había permitido que su hija lo manipulara para conseguir que atacara a Miley por algo que no había hecho. Como en el pasado. La hija de Selena demostraba grandes aptitudes como manipuladora, aunque sólo tuviera nueve años. Y parecía que él seguía siendo tan impulsivo e imbécil como de costum­bre. No había cambiado en absoluto. Sólo era más rico.

Mientras tanto, estaba el asunto del regreso de Miley, y el de su inquietante delgadez y palidez. No parecía encontrarse bien. Durante un instante, se preguntó si no tendría alguna enfermedad, y si, en tal caso, no sería aquél el verdadero motivo de su regreso. Pero desechó la opción de inmediato. Cualquier médico le habría recomendado un clima más apacible para la mayor parte de las enfermedades. Ningún médico la habría enviado al norte de Wypming en pleno invierno.

En cualquier caso, no tenía respuestas. Irri­tado, se dijo que no tenía sentido pensar en ello, porque no llegaría a ninguna parte. El pasado estaba muerto. Y era mejor que lo dejara estar, si no quería que volviera a destrozar su vida, una vez más
 chicas... capi dedicado a emilse... amiwis te quiro muchop... awww publica capis de tu nove por fis... jejeje... por cierto por ahi ceia en algunos blogs que dicen que nick no lleva su anillo de pureza.. bueno en la foto yo si lo veo como ultimamente lo trae en su cadena de diabetes... 
NILEY TEAM FOREVER!!!

12 comentarios:

  1. Hello!!
    Primera en comentar... estaba esperando este momento desde hace mucho jajaj!
    Me encanto el capitulo!!
    Me encanta la hermana
    Como siempre te digo! Eres una genial persona y escritora.
    Tambien me encanta la foto de nick Jajaj ♥
    Que lastime que "tenga algo" Con esa tarada ¬¬
    Te amo hermana!! ♥♥
    Besitos

    Nicky Love ♥

    ResponderEliminar
  2. me encanto el cap
    ya leei todos jaja
    odio esa foto xq c q estaba con esa deprabada asaltacuna perdon esq estoy echa una furia x eso
    sube pronto
    cuidate bye
    NILEY FOREVER

    ResponderEliminar
  3. Por fin me puse al diaaaaaa, me encanta sabelooo! sos la mejor :D espero seguir siempre a dia con la novee :D ya empezare a escribir una nueva, espero que la leas :D

    ResponderEliminar
  4. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  5. por facvor que miley se consiga a alguien y que nick le den celos solo te pido eso

    ResponderEliminar
  6. aahh jeje q lido el cap m encantoo...
    y lo dl anillo espero q sea mentira.. jeje esa vieja la detesto.. jeje pero bue... un beso grande t kiero amiga... :P aahhh x cierto si pondre cap d mi nove hoy jeje byee jeje :)

    ResponderEliminar
  7. aaaaaaaaa
    me encantooo
    sube prontooo
    esta genial
    jejeje

    ResponderEliminar
  8. aahhh
    me encanto el capi
    sis aaawww
    me encanta platicar contigo

    ResponderEliminar
  9. Aww mee encanntoo!!
    Me alegroo q Nickk see alla dadoo cuenntaa q suu hijaa no ess una blanncaa palomaa. Lee deberia de pedir disculpas a Miley.

    Tenngoo unaa dudaa q quisieraa qq me resolvierass claroo si es posible: Nick sabee la verdd sobre q Miley no loo enngañoo??

    ResponderEliminar
  10. hola!!! muy lindos los capis...
    me re gustaron...
    espero prontito el
    otro capi besitos...
    TKMMM...

    ResponderEliminar
  11. es que no lleva su anillo de pureza xq como con Miley... okno hahaha x) es cierto, lo lleva en el dog tag :D lo amé, Kazzie, publica pronto! :D

    ResponderEliminar
  12. PERO MILEY SE TIENE QUE CURAR! NICK TIENE QUE SABER TAMBIÉN DE LA ENFERMEDAD & LA TIENE QUE AYUDAR EMOCIONAL & ECONÓMICAMENTE! tmb que Maggie no sea la hija de Nick, sólo de Sel, & que amn... que al final Maggie quiera muxo a Miley! :D

    ResponderEliminar

Hola chicas, no se olviden de dejar sus comentarios sugerencias y demas, asi sabre si les gusta y publicare pronto los capis, por fis comenten, incluso los anonimos, las quiero chicas..