lunes, 1 de agosto de 2011

Novela Jemi 21 - Un asunto de familia



Se dio un baño y se cambió de ropa. Sentía tanta vergüenza que no se atrevía a mirarse al espejo. Había otro hecho al que tenía que enfrentarse. Joe no había tomado ninguna precaución y ella había sido tan ingenua como para exponerse al riesgo de quedarse embarazada. De haber tenido algo de sentido común, habría dejado que Joe siguiera dudando de su masculinidad y se habría marchado antes.
Tardó pocos minutos en hacer las maletas. Rodge y Corlie estaban ocupados en sus respectivas tareas, así que no la vieron ni la oyeron salir. Tampoco Joe que seguía maldiciéndose por su falta de control y de orgullo.
No se dio cuenta de que Demi se iba hasta que oyó el coche. Llegó a la puerta principal a tiempo de verla tomar la carretera de camino a Sheridan.
Por unos segundos lo único que sintió fue angustia y lo primero que pensó fue en salir por ella y traerla de vuelta. Pero, ¿qué conseguiría con ello? ¿Qué le diría? ¿Que había cometido un error, que dejarse llevar por la pasión que sentía por ella había sido una locura y que esperaba que no vivieran para lamentarlo?
Cerró la puerta y apoyó la frente en ella. Había querido saber si seguía siendo un hombre y ya sabía la respuesta, pero sólo lo era con Demi. No deseaba a ninguna otra mujer. Sentía por su hermanastra un deseo devastador que le hacía sentirse desamparado y vulnerable. Si ella llegaba a saber lo mucho que la deseaba, podría utilizarlo, herirle y destruirlo.
No quería darle a nadie el poder que su padre le había dado a la madre de Demi. Había llegado a ver a su padre rogar de rodillas. Demi no sabía que su madre había utilizado el deseo que George Miller sentía para conseguir cuanto quería, pero él lo sabía muy bien. Una mujer con aquel poder sólo podía abusar de él, sin poder evitarlo. Y Demi tenía muchos años de crueldad que vengar como para no hacerlo.
Demi pensaría que él sólo había querido probar que seguía siendo un hombre. Pues que lo pensara, así no tendría la oportunidad de aprovecharse de él, como había hecho su madre. Ni siquiera llegaría a saber que hacer el amor con ella había sido lo más maravilloso que le había ocurrido en su vida, que le había dado un placer que nunca había soñado con vivir. Que habían caído todas las barreras, todos los temores, todas las cautelas.
Que se había entregado a ella plenamente.
Apretó los puños. Sólo ante sí mismo podía admitir aquella idea. Era la primera vez en su vida que había sido capaz de abandonarse por completo al gozo del placer físico, lo que tal vez se debía a la forzosa abstinencia que había sufrido tanto tiempo. Sí aquella debía ser la única razón.
Por supuesto, ella también había disfrutado. El placer que había experimentado, a pesar de su miedo inicial, lo conmovía. Al menos de eso podía sentirse orgulloso, había cerrado las heridas que en Francia le había causado.

Aunque tal vez fuera peor para ella, pues sabía el placer que podía alcanzarse una vez pasado el dolor. Y tal vez se sintiera aún más dolida por su rechazo después de haberse entregado tan completamente. Al principio, Joe sólo pensó en su orgullo, pero también tenía que considerar las nuevas heridas que le había infligido a Demi. ¿Por qué no la había dejado marchar cuando todavía podía hacerlo? Joe profirió un sonoro gruñido.
—Joe —dijo Corlie entrando en el estudio—. ¿Es que Demi y tú no vais a comer?
—Demi se ha ido —dijo Joe dándole la espalda.
—¿Que se ha ido? ¿Sin despedirse?
—Ha sido... una emergencia—dijo Joe e inventó una excusa—. Una amiga de Tucson la ha llamado para que la ayude con el proyecto de un nuevo colegio. Dijo que más tarde te llamaría.
Joe sabía que Demi llamaría, porque quería mucho a Corlie y a Rodge y no querría herir sus sentimientos, aunque estuviera furiosa con él.
Corlie estaba intrigada, porque Joe tenía una expresión ceñuda, pero no se atrevió a preguntarle más porque no era nada agradable discutir con Joe cuando estaba enfadado.
—Vaya —dijo—. Bueno, ¿quieres ensalada y unos bocadillos?
—Café solo. Yo voy por él.
—Habéis discutido, ¿verdad?
Joe suspiró y se dirigió a la cocina.
—No me hagas preguntas, Corlie.
Corlie tuvo que reunir toda su buena voluntad para hacer lo que Joe le pedía. Había ocurrido algo malo. Ya averiguaría qué.
Mientras tanto, Demi estaba de camino a Arizona. Se detuvo en un café, sabiendo que Joe no la seguía.
Pidió sopa y un café y se sentó. Apenas probó la sopa, se dedicó a pensar en lo estúpida que había sido. ¿Cómo no se había dado cuenta de que Joe quería su cuerpo pero no su corazón? Aquella era la segunda vez que le sucedía. La primera se había quedado embarazada, ¿cómo podía sucederle lo mismo después de una experiencia tan placentera?
Se acarició el estómago, cerró los ojos y soñó durante unos segundos. Imaginó que tenía un niño de Joe en las entrañas. Sería maravilloso volver a estar embarazada. De alguna manera, se las arreglaría para tener al niño. No lo perdería.
Abrió los ojos y volvió a recuperar el sentido común. Estaba fantaseando. No estaba embarazada, y aunque así fuera, ¿qué podría hacer? Joe no la quería, se dijo, negándose a recordar su angustia al conocer que ella había perdido un hijo suyo.
Volvería a Tucson y olvidaría a Joe. Ya lo había hecho una vez, así que podía hacerlo de nuevo.
 para las team jemi... 
joe es un tontito pero asi lo amamos!!!

8 comentarios:

  1. lo se joee malooo enceriio muy mmalixx maliix y tu tambiien mamii por dejarla asii quierooo otrooooo ahhhhh

    ResponderEliminar
  2. aa pobre joe, en el fondo sabe q ame a demi pero odia reconocerlo por q teme q lo manipule aaa ame este capi loca por tu nove, me encanta jemi
    siguela

    ResponderEliminar
  3. Joder, que mal, qe malo e Joe con ella, pobrecita!

    ResponderEliminar
  4. Poobre Demi, me he leido todos los capitulos de esta tira, pero no los de Niley, francamente prefiero a Nelena..

    ResponderEliminar
  5. POR QUE ME HACES LLORAR TANTOO?? AHH?? POR QUE? Me re encanto este cap. estuvo tan lleno de sentimiento <3
    Continua pronto, mucha suerte xoooxoox

    ResponderEliminar
  6. wauu amiga estuvo genial el cap.. aun q me costo mucho leer la ultima parte... pobre Demi.. :( te quiero mucho un beso... ♥

    ResponderEliminar
  7. Super tonto ¬¬ como la puede hacer sufrir tanto, pobre demi, pero seguro todo se mejora y todas perdonamos a Joe jajaja :) besitos linda

    ResponderEliminar
  8. awww.... me encantaria que tuviera un baby... awww...
    ash, joe, porque???!! bubuu!!
    yo estoy llorando!!!
    *snif*
    ah, ok me encanto sube el proximo!!!!

    -demiloveMLovaticSMiler

    ResponderEliminar

Hola chicas, no se olviden de dejar sus comentarios sugerencias y demas, asi sabre si les gusta y publicare pronto los capis, por fis comenten, incluso los anonimos, las quiero chicas..